Perro Cavalier King Charles Spaniel | Razasdeperro.net
Facebook Twitter Google+ E-Mail

Perro Cavalier King Charles Spaniel

Introducción a la raza:

El Cavalier king Charles Spaniel es un histórico perro de compañía, que se remonta a las monarquías inglesas, donde era muy apreciado. Este es un perro ideal para la vida en departamentos, no es un muy activo, ni tampoco agresivo. Destaca por ser fiel, compañero, inteligente, afectuoso y muy juguetón. Puede convivir con niños o mascotas sin ningún problema. Con respecto a sus cuidados y salud te contaremos todo más adelante en este informe.

Información general de la raza:

La historia del Cavalier King Charles Spaniel data del siglo XVI; empezó como un pequeño perro muy popular entre la nobleza de Inglaterra. Estos eran llevados en las faldas de las señoras cuando viajaban en carruaje para mantener el calor durante el invierno. Con Carlos II esta raza comenzó a ser popular. Solía decirse del Rey: “Su Majestad fue visto pocas veces sin sus perros pequeños”, incluso había un decreto que decía que al Cavalier king Charles Spaniel no se le podía negar el ingreso a ningún establecimiento. Luego de la muerte del Rey Carlos II, surgió entre los criadores de esta raza la tendencia a buscar perros más pequeños y de hocicos más chatos. Así aparecieron los primeros King Charles modernos.

Características de la raza:

  • Cuerpo: pequeño y compacto.
  • Peso: entre 5 y 9 kilos en machos y hembras.
  • Altura: entre 32 y 36 cm en machos y hembras.
  • Cabeza: pequeña y redondeada.
  • Hocico: corto y un poco elevado.
  • Ojos: redondos, grandes y de color oscuro.
  • Orejas: largas, anchas y con abundante pelo.
  • Patas: cortas y esbeltas.
  • Cola: longitud media, fina y de pelo largo.
  • Pelo: longitud media, fino y sedoso.
  • Colores: negro y fuego, rubí, blenheim y tricolor.

Personalidad y comportamiento de la raza:

El Cavalier King es muy sociable, fiel, compañero, juguetón, poco agresivo, muy inteligente (aprende rápido las ordenes), no es un perro agresivo ni activo y se adapta muy bien a los cambios (mudanzas). Puede convivir sin problemas con otras mascotas o niños y no tendrá ningún inconveniente en vivir en departamentos o casas, pero sufre mucho de la soledad, por lo que no se los recomienda a personas que se ausentan mucho de su casa.

Cuidados especiales para la raza:

El Cavalier king Charles Spaniel -al igual que otras razas de hocico corto- tiene la tendencia a sufrir enfermedades respiratorias, especialmente en climas cálidos y húmedos. También es propenso a la pérdida temprana de dientes y problemas circulatorios. Sus cuidados son pocos; a pesar del largo de su pelaje es muy fácil de mantener; solo necesitará un cepillado 2 veces por semana. Como no es un perro muy activo, un paseo 2 ó 3 veces por semana bastará para mantenerlo saludable.