Perro Mastín Español | Razasdeperro.net
Facebook Twitter Google+ E-Mail

Perro Mastín Español

Introducción a la raza:

El Mastín Español es un perro muy antiguo, descendiente del Mastín Tibetano. Es un perro de gran tamaño, guardián, fiel, pero a la vez muy cariñoso, alegre, inteligente y juguetón. Por su gran tamaño no es apto para la vida en departamentos. Los detalles de su salud y cuidados los detallaremos más adelante en este informe.

Información general de la raza:

El Mastín Español es un perro muy antiguo -está considerado como la raza española más antigua- y desciende del Mastín Tibetano que llegó a Europa a través de Asia menor. Las teorías acerca de la raza sostienen que hace al menos cuatro mil años los pastores que habitaban la Península Ibérica ya los utilizaban como perros guardianes de ganado. Durante muchos siglos, el Mastín Español fue utilizado para el pastoreo en la península, sobre todo en rebaños de ovejas.

A finales del siglo XIX, con la progresiva desaparición del pastoreo y la trashumancia, el Mastín Español empezó a ser “innecesario”, sumado a la Guerra Civil Española, fue lo que llevó a esta raza al borde de la extinción. Durante ese tiempo muchos ejemplares de Mastín Español se sacrificaron, algunos fueron castrados y otros tantos comprados por criadores que decidieron mantener la raza. La recuperación de la raza fue posible, aunque con muchas dificultades. El primer estándar del Mastín Español fue aprobado por la Federación Cinológica Internacional en el año 1946. En 1981 se aprobó un nuevo estándar, cuyo principal objetivo fue recuperar al Mastín mucho más grande que se utilizaba en la ganadería trashumante.

Características de la raza:

  • Cuerpo: muy grande y fuerte.
  • Peso: machos entre 90 y 100 kilos, hembras entre 55 y 77 kilos.
  • Altura: machos entre 77 y 88 cm, hembras entre 72 y 88 cm.
  • Cabeza: grande y ancha.
  • Hocico: recto, de longitud media y fuerte.
  • Ojos: chicos, almendrados y de color oscuro.
  • Orejas: tamaño mediano, triangulares y caídas.
  • Patas: grandes, robustas y fuertes.
  • Cola: larga, gruesa y fuerte.
  • Pelo: tupido, grueso, semi largo y liso.
  • Colores: todos los colores y patrones son aceptados.

Personalidad y comportamiento de la raza:

El Mastín Español es un excelente perro guardián, fiel, obediente, manso, un poco independiente, juguetón, alegre, inteligente, territorial y activo. Es muy tierno con los niños. Es perro de un solo amo. Si percibe que el dueño está en peligro puede dejar salir su gran ferocidad. Es desconfiado de los extraños y claramente -por su gran tamaño- no es apto para la vida en departamentos.

Cuidados especiales para la raza:

Los cuidados del Mastín Español son pocos; un cepillado 2 ó 3 veces por semana y paseos diarios. También será necesario un jardín o patio para que esté al aire libre. Con respecto a su salud, solo está predispuesto a la displasia de cadera.